Miércoles, Abril 16, 2014
   
Tamaño

Ecuador: Modelo de Gestión ‘La Fiscalía ha roto las barreras de acceso a la justicia’

Quito, (Red. Fiscalía).-La Fiscalía ha roto las barreras geográficas, de eficiencia, estructurales y tecnológicas de acceso a la justicia”, sostuvo el Ministro del Interior, Gustavo Jalkh, en la ceremonia de presentación del nuevo modelo de gestión de la Fiscalía socializado, esta mañana, por el Fiscal General del Estado, Dr. Washington Pesántez Muñoz.

Al acto acudió también el Alcalde de Quito, Augusto Barrera, a quien el Fiscal General instó a coordinar acciones y consolidar el trabajo de las dos instituciones para mejorar el servicio de justicia como un aporte a la seguridad ciudadana. El nuevo modelo de gestión ha sido concebido en función del usuario, para otorgar un mejor servicio a la ciudadanía; con este proyecto en marcha, la Fiscalía busca atender de manera rápida y oportuna las necesidades de justicia que demanda el ciudadano. Personal capacitado en una infraestructura moderna, ejecutan el nuevo modelo de gestión que fundamentalmente se enmarca en la creación del Departamento de Atención Integral (DAI), que compromete la acción interdisciplinaria de fiscales, psicólogos, médicos, trabajadores sociales y personal administrativo, con el fin de dar tratamiento completo al usuario. Las unidades que lo conforman son: Atención al Público, Actuaciones Administrativas, Atención a la Víctima, Delitos Flagrantes, Soluciones Rápidas y Unidad de Análisis Delincuencial.

Cómo funciona

A la Fiscalía General del Estado acuden miles de ciudadanos anualmente a presentar sus denuncias, sin embargo muchas de las cuales no configuran un delito de acción pública, y otras son solicitudes para brindar servicios administrativos donde la Institución también es competente.

El nuevo sistema de gestión, filtra toda la información que llega a la Fiscalía, a través de la Unidad de Atención al Público, diferenciando correctamente lo que son delitos de acción pública, servicios administrativos u otros delitos donde no es competente la Fiscalía, una vez identificado los requerimientos ciudadanos, se derivan adecuadamente a las instancias respectivas.

Cuando se trate de delitos de carácter sexual, violencia intrafamiliar y lesiones, el DAI por intermedio de la Unidad de Atención al Público, prioriza inmediatamente la atención a las víctimas de estos delitos, y se los deriva a la Unidad de Atención a las Víctimas, la cual cuenta con procedimientos establecidos y con un equipo interdisciplinario, lo que garantiza un adecuada atención integral, preservando la integridad física, psicológica y moral de la víctima.

Las denuncias que efectivamente constituyen delitos de acción pública, en este primer proceso de atención al público, son derivadas al registro de las mismas, las que pueden realizarse en la Fiscalía General o en la Policía Judicial, el procedimiento de registro se encuentra debidamente estandarizado, lo que garantiza que no exista duplicación de denuncias, y permite contar con una información estadística altamente confiable.

Al momento de registrarse la denuncia, el digitador ya tiene identificado la clase de delito y el sistema procede a derivar el trámite tratándose de la naturaleza del mismo, a la Unidad de Soluciones Rápidas o a la Fiscalía Especializada respectiva para continuar con el procedimiento ordinario.

En el caso de que la denuncia sea derivada a la Unidad de Soluciones Rápidas, se procede a aplicar los procesos determinados en el Manual de Procesos Operativos, donde se establece y determina los procedimientos que se deben seguir para llegar efectivamente a un resultado eficaz.

Si la diligencia que requiere el ciudadano no es un delito de acción pública sino una actuación administrativa por parte de la Fiscalía, el proceso de Atención al Público deriva el trámite a la Unidad de Actuaciones administrativas, quien es la encargada en base a los procesos determinados en el Manual de aplicar y tramitar estos requerimientos de la ciudadanía, que pueden ser entre otros, vehículos detenidos, solicitud de revenido químico, muertes no delictivas, peritajes, medios de comunicación y varios servicios fiscales administrativos.

La Unidad de Análisis Delincuencial, será la responsable de procesar toda la información estadística capturada en el proceso de registro de la denuncia, esta información permitirá establecer desde una visión moderna y científica, las formas para elaborar políticas y estrategias preventivas y de reacción contra la delincuencia.

Finalmente el DAI, cuando se trate de un delito flagrante procede con el trámite de la denuncia de acuerdo al procedimiento determinado en el Manual Operativo, y si el delito es susceptible de una solución rápida, inmediatamente se pone en conocimiento de la Unidad respectiva, y se procede a establecer una conciliación preprocesal, en caso de llegarse a un acuerdo, el Fiscal determina en base a lo establecido en el manual de Procesos Operativos, luego procede a convocar a una Audiencia de Calificación de Flagrancia y en ésta presenta al Juez de Garantías Penales la solución rápida previamente acordada entre las partes.