Jueves, Octubre 30, 2014
   
Tamaño

Trabajadores independientes también puede afiliarse al Seguro Social

Acceder a una pensión de jubilación, aun cuando no se esté en la nómina de un ente, es una de las posibilidades que permite la Ley del Seguro Social a los trabajadores independientes del país, texto promulgado en Gaceta Oficial 5.891 del 31 de julio de 2008.

Empleadas domésticas, buhoneros, choferes de autobuses y demás empleados de los sectores no formales, pueden realizar su inscripción formal ante el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (Ivss) presentando documentación.

Según fuentes oficiales del Ivss en la entidad, desde que entró en vigencia la ley, un total de 20 personas diarias acuden a las instalaciones de la oficina, que está ubicada en la calle Sucre de Cumaná, para formalizar su inscripción.

Para ello, las personas deben consignar un contrato de servicio notariado, cédula de identidad del asegurado, Registro de Información Fiscal (RIF), recibos de servicios de agua, luz y teléfono, además de las formas 14-01 y 14-02.

Luego de establecer la afiliación, los empleados informales pueden cancelar sus cotizaciones mensuales, que equivalen a 8.5% del salario mínimo en bancos comerciales como Mercantil, Corp Banca y Banesco, para optar a los servicios.

Dicha meta se conseguirá cuando los individuos culminen de pagar las 750 cuotas que permiten optar a una pensión equivalente al salario mínimo actual.

Además de esta modalidad, los funcionarios indicaron que también hay regulaciones para las Asociaciones de Cooperativas, según el artículo 8 del reglamento que rige esta materia a escala nacional.

Desconocimiento
Durante un recorrido realizado por El Tiempo por varios puntos de la localidad, se apreció que la mayoría de los integrantes del sector informal que se consultaron ignoran detalles sobre la Ley de Seguro Social.

Tal es el caso de Luis Ortiz, expendedor de perros calientes en la plaza Pichincha, quien dice que su desconocimiento obedece “a falta de campañas informativas de los funcionarios”.

Aseguró que la iniciativa es muy positiva para las personas que laboran en las calles, pues permitirá “tranquilidad en los años dorados”.

Opinión similar tuvo Miguel, vendedor de granizados, quien aseveró que pensaba que esa posibilidad “había sido rechazada en el referéndum de la reforma en 2007”.

Informó que, a lo largo de sus 25 años de labores continuas frente al colegio Nuestra Señora del Carmen, nunca “se habían preocupado por su situación”.

Alfredo Vásquez, pregonero, exhortó al Ivss a crear campañas informativas sobre el tema a través de medios de comunicación.

Banner

Artículos Relacionados